Se espera un año récord en inversión inmobiliaria con un crecimiento del 60%

Durante los ocho primeros meses del 2017 el valor de las compras de inmuebles ha ascendido a 7.061 millones de euros. Esto ya representa más que el anterior ejercicio. El mercado inmobiliario español está siendo un foco de atracción para inversores de todo el mundo. Estamos hablando de un incremento del 62% en inversión inmobiliaria respecto al año anterior.

Por tipología de inmuebles, los activos comerciales han registrado el 45% de la inversión total, con un volumen que supera los 3.200 millones de euros, esto es un 52% más que en los ocho primeros meses de 2016. En este sentido, la cifra ya supera a toda la registrada el año pasado, situándose muy cerca del ejercicio récord de 2007, cuando la compra de activos comerciales superó los 3.590 millones.

Los activos comerciales son la estrella de la inversión por tipología de inmuebles, por perfil de comprador los fondos internacionales siguen siendo los protagonistas indiscutibles.

La subida del 62% de la inversión en los primeros ocho meses de 2017 con respecto al año anterior muestra las buenas expectativas del cierre del ejercicio, según los expertos inmobiliarios.

Visite nuestras viviendas en venta y alquiler aquí.

Fuente: Expansión

El mercado inmobiliario español se recupera y seguirá en crecimiento hasta 2020

La demanda sigue en crecimiento y las subidas de precio estimadas son un 3,5% en 2017, un 4,4% en 2018 y un 4,6% en 2019. Esto muestra que el mercado inmobiliario está en auge. Actualmente el mercado español se está consolidando y todo apunta a que se mantenga este crecimiento económico hasta, como mínimo, el fin de esta década.

La demanda es positiva y va creciendo en un 13% de tasa interanual y se prevé que esto siga así en el medio plazo. Aunque si es cierto que en el largo plazo si que hay algo de incertidumbre, pero esto ya queda más lejos.

En el transcurso de este año la edificación se va potenciando, y en este primer semestre de 2017 se está viendo que el mercado inmobiliario tiene una buena evolución. Se han vendido casi 265.000 viviendas, esto es un incremento interanual del 15,5% y esto es gracias a los bajos costes de financiación y la recuperación de la economía.

La tendencia es claramente el crecimiento, este semestre pues es positivo y se avanza según lo que estaba previsto. Hay una buena evolución de la actividad económica con un crecimiento del PIB del 0,9% en el segundo trimestre de 2017.

Fuente: El Mundo

Barcelona es la ciudad española con el valor del metro cuadrado más caro

Con un 12,7% más que el año anterior, Barcelona es la ciudad que sufre el mayor aumento del precio de los pisos de España. Le sigue Hospitalet de Llobregat con una subida del 7,75%. Estos porcentajes muestran que los precios de las viviendas se igualan a los que había en 2011, y siguen creciendo desde 2014.

El metro cuadrado más caro de España lo tiene Barcelona con un importe de 2.754 euros, superando a Madrid que está en 1.970 euros. La media de la península es de 1.811 euros, aún muy inferior de la media de 2007, concretamente un 48,10% menos que es cuando se alcanzó el máximo. La mitad de los pisos que se vendieron en Barcelona durante el primer semestre de este 2017 estaban entre los 100.000 y 200.000 euros.

En 2006 el precio medio por metro cuadrado en la ciudad era de 3.500 euros, cuando actualmente es de 1.811. Es evidente que las cifras todavía están muy por debajo de los niveles que se llegaron en 2006. Es por eso que se está muy lejos de una nueva burbuja inmobiliaria.

Esta subida de los precios se concentra principalmente en las grandes ciudades como Madrid y Barcelona. En el caso de esta última, la recuperación del mercado va más rápida que en otras ciudades.

Fuente: El Periódico

 

 

 

Obra nueva de superficie más grande debido a la edad del comprador

Las viviendas de obra nueva cada vez se hacen más grandes porqué los compradores jóvenes escasean. La superficie media de los pisos en Barcelona es de 101 m2 y ronda los 433.000 euros.

Los pocos ingresos van relacionados con los jóvenes y por eso, se ja cambiado el perfil de las viviendas que se construyen en la actualidad en la ciudad condal y en su extrarradio. La calidad de estas cada vez es mayor y su superficie también.

Durante el boom inmobiliario entre los años 2000 y 2008, se construían pisos de menor superficie porque la demanda así lo solicitaba. Actualmente, pisos más grandes significa una subida de precios por metro cuadrado y por lo tanto el precio medio. La demanda de la obra nueva actual suelen ser familias que ya tienen una vivienda pero quieren una más grande y mejor.

A causa de la crisis, los compradores de viviendas jóvenes prácticamente han desaparecido. Se opta por el alquiler. Las viviendas de obra nueva están enfocadas para otro público. Para las familias con ingresos bajos, jóvenes e incluso familias de clase media las posibilidades de adquirir una vivienda son muy pocas.

Fuente: La Vanguardia

El alto standing se situa en el centro del Eixample

A lo que se llama zona “premium” de Barcelona se va expandiendo. Ahora también acapara gran parte del Eixample de la ciudad condal. Por ejemplo, las zonas de Tetuán y Hospital Clínic que hasta ahora se consideraban de clase media-alta ahora se pueden encontrar pisos tipo de cuatro miembros reformados de más de un millón de euros. Por el contrario, sin reformar rondan los 500.000 euros.

La compravenda internacional de viviendas esta en auge y casi toda la zona del Paseo de Gràcia esá acaparada por la exclusividad. La nueva demanda tiene un poder adquisitivo alto y es muy cosmopolita. Esto hace que el alto standing esté en auge en la zona. En calles como Mallorca, Aragó, Bruc o Muntaner las hipotecas rozan los más de 1.500 euros al mes.

En los últimos dos años el suelo inmobiliario de las zonas Dreta de l’Eixample y Antiga Esquerre del Eixample se ha visto incrementado. Lo poco que hay de obra nueva en la zona se vende la mayoría sobre plano, con grandes terrazas y diseño de interiores. Este tipo de comprador también tiene un poder adquisitivo alto.

En el segundo trimestre de 2017 el barrio del Eixample ha superado los 5.000 euros de media por m² en viviendas de segunda mano. El precio de venta medio está subiendo mensualmente desde hace casi dos años. Teniendo en cuenta que Barcelona ha sido la primera ciudad española donde los precios de venta han remontado antes desde que estalló la crisis. Le siguen Madrid y poco a poco lo harán el resto de ciudades.

Hay muchos compradores extranjeros que pagan al contado y lo hacen como una inversión. El perfil son profesionales cosmopolitas que les ha gustado Barcelona en alguna de sus visitas y los precios están dentro de sus posibilidades. No como, por ejemplo, Londres que está muy por encima.

Puedes ver aquí las viviendas que tenemos disponibles en el Eixample.

Fuente: La Vanguardia